Con edición genética logran variedad de canola más baja y con más flores

Planta de Canola

Una nueva variedad de canola (Brassica napus) editada genéticamente para ser un tercio más pequeña y con más ramas, flores y vainas, ha sido desarrollada por investigadores de la Universidad de Calgary, en Canadá.

Si bien los beneficios de una canola con más flores y vainas pueden ser evidentes, ¿por qué los investigadores quisieron que la planta fuera más pequeña?

Esta canola es 34% más pequeña que la mayoría de variedades, lo cual reduce el riesgo de que se encame (cuando las plantas altas se doblan en su tallo cerca al suelo por, por ejemplo, vientos fuertes), pero también tiene más ramas que las variedades convencionales, por lo que produce más flores y vainas.

“El problema con la canola es que no tenemos control sobre qué tan alto crece. Usualmente crece más de un metro y eso la hace muy propensa a encamarse” explicó el profesor de biología celular de la Universidad de Calgary, Marcus Samuel.

Inspirados por la llamada ‘Revolución Verde’ de la década del 1960 –en la que se desarrollaron variedades más compactas y nutritivas de arroz y trigo– Samuel, el grupo de investigación a cargo de Samuel puso su mira en la estrigolactona de la canola.

La estrigolactona es una hormona que le ayuda a la canola a detener la aparición de ramas en la planta, por lo que los biólogos usaron la tecnología CRISPR/Cas9 para inactivar el gen BnD14, receptor de la hormona.

Esencialmente la planta es modificada, pero los genes que son usados para hacer esta edición, o pequeñas cirugías, ya no están en el sistema. De tal forma que tienes una planta ‘limpia’ que ha sido genéticamente modificada para ser más pequeña y con más ramas”, explica Matija Stanic, otro de los investigadores.

El estudio Gene‐Editing of the Strigolactone Receptor BnD14 Confers Promising Shoot Architectural Changes in Brassica napus (Canola), publicado en la revista Plant Biotechnology Journal en noviembre de 2020, también explica que esta variedad de canola mejorada puede tener hasta 60 ramas, muchas más que las 20 que suele tener la especie. También tiene un incremento en su producción de flores del 200 por ciento, por lo que potencialmente podría aumentar los beneficios económicos de estos cultivos.

Aun así, Samuel y su equipo siguen monitoreando a la nueva variedad para determinar si la edición ha causado algún efecto adverso, como raíces más cortas. Por ahora, han identificado que esta canola es más sensible a las sequías.

Esta nueva variedad de canola no tiene un nombre y tampoco fue desarrollada con fines comerciales, pero vale anotar que la producción de canola en Canadá le deja al país alrededor de 27 mil millones de dólares anuales y, de acuerdo con la Universidad de Calgary, 250.000 personas trabajan con la planta.

Si bien esta nueva canola es un primer paso, el profesor Marcus Samuel afirma que tienen varios proyectos para mejorar robustez de la planta o para aumentar el contenido de proteína en la semilla de la canola.

Aunque reconoce que faltan años para aumentar la aceptación de los consumidores de alimentos editados genéticamente, Samuel es optimista y cree que, en el futuro, cuando más personas entiendan que la edición es muy similar a procesos de selección natural, la mayoría de personas los aceptarán.

Te puede interesar:

Buscan mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla.
Buscan mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla para potenciar nutrientes

El primer paso para mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla

Campo de trigo al atardecer
Australia y Nueva Zelanda abren las puertas al trigo HB4 argentino El trigo HB4 argentino ha sido aprobado en Australia y Nueva Zelanda.
Manos sosteniendo granos de arroz
Arroz Dorado en Filipinas: comienza su distribución y consumo comercial

Tras casi dos décadas, el 'supernutritivo' Arroz Dorado en Filipina