La agricultura se toma la Pre-Cumbre alimentaria de Roma

foto de un cultivo

Varios países de las Américas estarán esta semana en Roma, asistiendo a la Pre-Cumbre de Sistemas Alimentarios de las Naciones Unidas (ONU). La Pre-Cumbre busca mostrar al mundo una visión convergente de la sostenibilidad reflejada en su agricultura, enfatizando en la contribución que puede hacer esta para mitigar el cambio climático.

Así lo revelaron ministros de Agricultura de tres países del hemisferio, junto con altos funcionarios de otras dos naciones y al director general del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA), Manuel Otero, en una conversación con más de 20 periodistas de América Latina, el Caribe y España.

Uno de los temas que más se trataron en la reunión fue el darle hincapié a los eventos globales programados para este año. Esto con el fin de que la región muestre al mundo la realidad de sus sistemas ganaderos los cuales pueden tener un impacto ambiental positivo gracias a las campañas donde se capturan carbono que realizan las actividades ganaderas  involucrando árboles, los arbustos maderables y los pastos. 

Una paso para las organizaciones

Los países de las Américas, de la mano del IICA, han consensuado un mensaje convergente para la discusión global sobre el futuro de los sistemas agroalimentarios.

Por otro lado, el IICA integra la Red de Campeones de Cumbres -una de las estructuras organizativas del foro- y participa como representante de los sectores agrícola y rural de América del Norte y América Latina y el Caribe: 

“Llevaremos una visión conjunta sobre las realidades de nuestros sistemas productivos. Somos la región del mundo que produce más alimentos y también la que aporta más servicios ecosistémicos. En la cuestión ambiental, las responsabilidades son comunes pero diferenciadas. La influencia de nuestra agricultura en las emisiones globales de gases de efecto invernadero es muy escasa”. Señaló el ministro de Agricultura y Ganadería de Paraguay, Moisés Santiago Bertoni.

Bertoni, quien preside el Comité Ejecutivo del IICA, indicó que, en la sesión de dicho comité, de finales de junio. Que en su sesión de los pasados 28 y 29 de junio aprobó el documento que expone los ‘principales mensajes en camino hacia la Cumbre de la ONU sobre Sistemas Alimentarios. Desde la perspectiva de la agricultura de las Américas’.

El documento pone en primer plano el rol de los productores agrarios para el fortalecimiento de los sistemas agroalimentarios. Además destaca a la agricultura como una actividad fundamental para erradicar la pobreza, impulsar el desarrollo rural y proteger el medio ambiente.

“Vemos con preocupación algunas cuestiones que se vienen planteando en los diálogos previos a la Cumbre. No se le está dando importancia al comercio agrícola, cuando sin él no puede hablarse de sostenibilidad de los sistemas productivos”, agregó Bertoni.

El marco de la agricultura en la Pre-Cumbre

Por su parte, el ministro de Agricultura de San Vicente y las Granadinas, Saboto Caesar, expresó la voz de los países del Caribe y manifestó preocupación debido a que “en la última década sufrimos una reducción de las exportaciones a los mercados extrarregionales. En otras épocas, por ejemplo, fuimos grandes exportadores de bananos al Reino Unido.

“Los pequeños estados insulares debemos ser escuchados; hay que nivelar el terreno del juego para que podamos competir en los mercados globales.  Necesitamos asistencia de organizaciones internacionales como el IICA. Somos un solo hemisferio y tenemos mucho trabajo por hacer”, indicó Saboto Caesar.

A su turno, Manuel Otero, director del IICA explicó que la entidad del sistema interamericano “asume el rol de instancia articuladora y de ser la voz de la agricultura de las Américas, de acuerdo con el mandato de sus 34 países miembros. Los cuales son sus dueños y definen su agenda de cooperación técnica”.

Otero repasó los resultados de las múltiples reuniones regionales y hemisféricas realizadas con la idea de estimular la convergencia. Lo cual significa buscar los puntos en común en el contexto de la heterogeneidad de las agriculturas de la región.

Agregó que América Latina y el Caribe “es la región exportadora neta de alimentos más importante del mundo y que el 14% de nuestros empleos provienen del sector agrícola. Con esa fuerza tenemos que defender nuestros sistemas agroalimentarios. No hay alimentos sin producción agropecuaria y para contar con alimentos sanos se necesitan comunidades rurales sanas”.

Finalmente, subrayó la sostenibilidad de la actividad en el hemisferio: “La agricultura tiene alguna responsabilidad en materia de cambio climático, como cualquier otro sector generador de bienes y servicios, pero es parte de la solución. Los nuestros no son sistemas fallidos. Hay una agricultura que necesita ser transformada, pero reconociendo todas las cosas buenas que se han hecho. Debemos dejar en claro también la gravitación del comercio internacional y la importancia de nuestros sistemas nacionales de ciencia y tecnología. Tenemos todo para ser garantes de la seguridad y sostenibilidad alimentaria global”.

Más información:

https://www.un.org/en/food-systems-summit/pre-summit

Te puede interesar:

Buscan mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla.
Buscan mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla para potenciar nutrientes

El primer paso para mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla

Campo de trigo al atardecer
Australia y Nueva Zelanda abren las puertas al trigo HB4 argentino El trigo HB4 argentino ha sido aprobado en Australia y Nueva Zelanda.
Manos sosteniendo granos de arroz
Arroz Dorado en Filipinas: comienza su distribución y consumo comercial

Tras casi dos décadas, el 'supernutritivo' Arroz Dorado en Filipina