La gestión de riesgo es el uso de medidas preventivas para reducir las consecuencias negativas de un riesgo y mantenerlas en un nivel aceptable.

De hecho, las oportunidades para identificar o manejar posibles riegos se pueden encontrar en todo el proceso de desarrollo y pruebas de los OGM.