Soya y maíz, en la mira para el mejoramiento de semillas

Semillas de Soya y Maíz

Inari, la empresa especialista en tecnología de semillas, con sede principal en Cambridge, está utilizando la edición de genes en semillas con el fin de generar alimentos más sostenibles. En este caso, se utiliza la técnica CRISPR y ayudada de un programa llamado SEEDesign.

El método utilizado por Inari se centra en crear semillas genéticamente modificadas que requieran menos uso de fertilizantes y, a su vez, que necesiten menos agua y tierra para sobrevivir.

Sin embargo, el objetivo final es poder producir una mayor cantidad de alimentos y, al mismo tiempo, reducir la huella climatológica que puede dejar la agricultura convencional.

La soya y el maíz son las dos semillas que Inari tiene como enfoque hasta el momento. La idea es usar su plataforma SEEDesign para aumentar el rendimiento de soya y de maíz en un 20%. Además, la idea también es reducir el uso de agua en un 40% junto con una reducción del 40% en el nitrógeno de maíz respectivamente.

Mejoramiento de semillas con CRISPR

La modificación genética para el mejoramiento de semillas se basa en eliminar genes no deseados con un propósito científico y que beneficie la producción de semillas y, al mismo tiempo, beneficie la agricultura y a los agricultores.

En la modificación genética también se pueden insertar genes artificiales a una planta, generalmente, proveniente de una bacteria.

Inari no utiliza este tipo de técnicas, sino que altera genes ya existentes en la planta basándose en una técnica de fitomejoramiento llamada CRISPR. Esta tecnología da la opción de poder cambiar las secuencias de genes en las plantas y así mejorarlas.

¿Cómo lo hace?

Pues con su plataforma SEEDesign utiliza, según información recopilada por Forbes, un diseño predictivo e inteligencia artificial. Lo que ayuda a comprender la genética de las plantas y crear planos para sus herramientas de edición de genes con el fin de realizar múltiples ediciones en un solo genoma. Dando como posible resultados cultivos con mayor rendimiento y generar menor huella climatológica.

La biotecnología agrícola puede mejorar la industria haciéndola mucho más sostenible. Ya que uno de los objetivos es producir mayor cantidad de comida para responder a las necesidades de consumo. Además, se debe disminuir las afectaciones al planeta y, al mismo tiempo, poder desarrollar cultivos más resistentes y eficientes.

Más información:

https://www.forbes.com/sites/lanabandoim/2021/05/21/gene-editing-seeds-with-crispr-is-transforming-agricultural-biotechnology/?sh=1c7e8eb2163d

Te puede interesar:

Buscan mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla.
Buscan mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla para potenciar nutrientes

El primer paso para mejorar genéticamente la zanahoria y la cebolla

Campo de trigo al atardecer
Australia y Nueva Zelanda abren las puertas al trigo HB4 argentino El trigo HB4 argentino ha sido aprobado en Australia y Nueva Zelanda.
Manos sosteniendo granos de arroz
Arroz Dorado en Filipinas: comienza su distribución y consumo comercial

Tras casi dos décadas, el 'supernutritivo' Arroz Dorado en Filipina